EL PRIVILEGIO DE VIVIR EN LA CIMA